San Rafael, Mendoza sábado 04 de febrero de 2023

Nahuel Rojas y su objetivo de estar en el Mundial de Vóley Sub-21, a jugarse en Bahrein

El mendocino, que juega desde 2020 en River Plate, también buscará llegar a la final de la División de Honor del torneo de la FMV.

El jugador Nahuel Rojas, oriundo de Las Heras, de 19 años, tiene como objetivo principal para este año formar parte de la plantilla de la Selección Argentina Sub-21 que disputará el Mundial de la categoría en Bahrein (Medio Oriente), a jugarse a fines de julio próximo. También buscará, con el club de Núñez, llegar a la fase final de la División de Honor del torneo que organiza la Federación Metropolitana de Vóleibol (FMV).

El joven deportista explicó: “Llegué a River en noviembre de 2020. Ya había tenido la posibilidad de jugar la Liga 2 con la Selección Argentina Sub-19, a principios de ese año. Sabía que se habían comunicado del club con mis padres, pero después, pandemia de por medio, no pudo concretarse, por lo que terminé llegando en noviembre”.

Manifestó además: “En cuanto a mis objetivos con mi club, la idea este año es mantener la titularidad en la División de Honor, que es el logro que obtuve el año pasado. En lo grupal, conseguir llegar nuevamente a la final, como lo pudimos hacer el año pasado, sería genial y poder ganarla. En aquella oportunidad, en esa instancia, perdimos con Ciudad de Buenos Aires. En el club también tengo la categoría Sub-21 en inferiores y también el objetivo sería llegar a la fase final”.

“En cuanto a la selección –dijo–, este año se juega el Mundial Sub-21, por lo que mi objetivo es tratar de estar entre los 12 que viajarán al torneo, que se disputará en Bahrein, a finales de julio. El año pasado tuve la oportunidad de jugar el Sudamericano Sub-21 en Tacna, Perú. Fue la única competición que tuve con la selección, donde fuimos subcampeones tras perder la final con Brasil.

El lasherino, que se encuentra de pretemporada entrenando en Buenos Aires, señaló también: “Comencé con el vóley a los 9 años en el Centro Pablo Daguerre (Cepada), ubicado en Godoy Cruz, donde estuve  hasta 2018, y en 2019, mi último año en Mendoza lo jugué en el Club Mendoza de Regatas”.

Finalmente, Nahuel consideró que las diferencias entre el vóley metropolitano y el mendocino “son, por ejemplo, la cantidad de entrenamientos. Acá entreno todos los días y en Mendoza lo hacía dos o tres días por semana. También la calidad es mayor, ya que todos los jugadores son de gran nivel y, en cuanto a los rivales, todos los equipos siempre juegan y son competitivos”, concluyó.

 

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail