San Rafael, Mendoza domingo 01 de agosto de 2021

Salud mental post internación Covid-19 – Por:.Lic. Psicología Luis Apatye  

En la recuperación de pacientes covid post-UTI, hemos podido observar, según lo recolectado por los pacientes y sus familiares o cuidadores, que muchos de ellos, presenta alucinaciones, perdida de memoria, sueños confusos o terrores nocturnos, esto se debe a un fenómeno que denominamos Delirum, y que muchas veces asusta al paciente luego de una internación en UTI, con el temor de tener como secuela del covid-19 alguna patología mental como esquizofrenia, delirio o algún tipo de psicosis, debido a los síntomas que experimentan luego del alta de terapia intensiva.

Primero es fundamental explicar la semiología del Delirium a diferencia del Delirio, si bien comparten varios síntomas como las alucinaciones de tipo auditivas o visuales, sueños que se recuerdan de manera muy vivida, alteraciones en la conciencia o en la memoria (no reconocer a familiares), y uno de los mas reportados el fenómeno de sundowning: tranquilos durante el día, pero al comenzar la noche se agitan, entre otros, es importante decir que el delirum se caracteriza también por repercutir en el psiquismo de manera aguda (con mucha intensidad), con poca duración y totalmente reversible, osea que el delirum puede ser considerado como una resultante esperable de los pacientes post-UTI, y que luego de 3 a 5 días hay una recuperación total de sus funciones psíquicas sin provocar una patología mental crónica como si lo es el Delirio, de hecho muchas veces vemos este fenómeno en intoxicaciones por sustancias, privación del sueño o síndrome de abstinencia, donde una vez estabilizado al paciente, el delirium desaparece.

Volviendo a la recuperación de los pacientes covid post-UTI, es importante la evoluciona de salud mental, para poder descartar posibles secuelas permanentes de aquellas que son totalmente temporales y esperables como el Delirum, para poder darle mayor contención al paciente utilizando como técnica, “la información como anticipación” de lo que puede o NO ocurrirle durante el plazo de su recuperación, en cuanto a Mi experiencia con pacientes en recuperación y seguimiento, poder realizar esta evaluación previa (diagnostico diferencial) e intervención, utilizando la información y explicando este fenómeno al
paciente, ha tenido resultados observables favorables, como una marcada baja en la ansiedad, mejor comprensión de aquello que les sucede y un mayor bienestar emocional.

El paciente lucido entiende, que es lo que le sucede, que es pasajero y que pronto su psiquismo se reorganizara nuevamente, en
tiempo y espacio , como también brindar mayor tranquilidad a su familiar-cuidador quienes muchas veces se asustan frente a estas fallas cognitivas, en cuanto a mi practica diaria, luego de esta intervención los pacientes tiene una mayor seguridad de si mismo, y utilizando en algunos casos, lo que Yo he llamado “referente memorial” ( aquel cuidador que a estado a su lado, para poder confirmarle y diferenciar al paciente la realidad de los hechos sucedidos de aquellos que fueron solo producto de su fantasía) han podido re-ordenar su psiquismo, y las alucinaciones pasaron a comprenderse como solo son una mera
anécdota en su recuperación total de Covid-19, demás esta decir que hay que realizar un continuo seguimiento prolongado en el tiempo una vez que el paciente esta en su casa, con el alta hospitalaria, para trabajar con posibles terrores nocturnos ( como se ha podido observar ), y acompañar desde la salud mental para una optima recuperación, según la evolución de cada paciente.

Gentileza:

Luis Apatye / Lic. Psicología

Psicólogo Clínico Adultos e Infanto Juvenil

MP:3775

 

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail