San Rafael, Mendoza martes 20 de abril de 2021

Sube la tensión con estatales por la aceleración inflacionaria

Sube la tensión con estatales por la aceleración inflacionariaEl aumento acumulado de 7,8% del índice de precios al consumidor ya superó el incremento del 7% que se cobrará con el sueldo de este mes.

Los datos inflacionarios que se dieron a conocer en el mes de enero y febrero encienden las alertas de los sindicatos estatales, quienes aseguran que el acuerdo paritario al que se pudo llegar con el Poder Ejecutivo debe ser al menos rediscutido, teniendo en cuenta que las previsiones nacionales de un 29% de inflación anual, parecen por ahora una meta más ficcional que realista.

Este mes será importante para el sector estatal, ya que se debe abrir nuevamente un ámbito de diálogo paritario (previsto para marzo y noviembre) en el cual se analizará entre las partes la inflación de los últimos meses, pero también se negociará un blanqueo de montos en negro con los que se acordó el aumento 2021. Desde Casa de Gobierno sostuvieron que esta semana no se prevén encuentros, y que seguramente se llevarán a cabo a partir de la que viene.

No obstante, algunos sindicatos ya están en pie de guerra y se planean movilizaciones y medidas de fuerza, como es el caso del Sindicato Unido de Trabajadores de la Educación (SUTE) que esta tarde instalará una carpa docente frente a Casa de Gobierno. En tanto, otros ya realizaron también paros y aguardan algún tipo de respuesta del Ejecutivo, como la Asociación Mendocina de Profesionales de la Salud (Ampros). En tanto, desde la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), advierten que se pedirá por lo menos un 40 o 50% de aumento salarial anual y en blanco.

Inflación preocupante

En diciembre pasado, el Gobierno de Rodolfo Suárez acordó con la mayoría de los gremios un aumento salarial del 20% en tres tramos (7% en marzo, 7% en julio y 6% en octubre), más un bono no remunerativo ni bonificable de $54.000 en 12 cuotas (de enero a agosto $4.000, septiembre y octubre $5.000, y noviembre y diciembre $6.000).

Si bien este mes se cobrará el primer 7% de aumento previsto para este primer trimestre, quedará por debajo de la inflación medida por la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas (DEIE), que en este primer bimestre ya registró un 7,8% de aumento del Índice de Precios al Consumidor (IPC).

No obstante, es necesario también marcar que los estatales ya percibieron $8.000 no remunerativos en lo que va del año, y se aguardan otros $4.000 para este mes de marzo, lo que al menos es un número que engrosa el bolsillo y en términos generales, explicita un aumento mayor al 7%.

Según han sostenido en innumerables ocasiones desde el ministerio de Gobierno, ésta propuesta es la “mejor” que se podía ofrecer, y destacaron que el monto de $54.000 “beneficia a los que menos cobran” ya que todos percibirán el mismo número.

Según los cálculos provinciales, los estatales con clases más bajas podrán llegar a un aumento anual cercano al 40%, como por ejemplo los celadores. En tanto, el 65% de los trabajadores tendrá una suba que superará el 29% de estimación de la inflación.

Quejas y medidas

Mientras tanto, los gremios aguardan con expectativas la reapertura del diálogo en paritarias. Roberto Macho, titular de ATE, sostuvo a Los Andes que el principal objetivo es que en este 2021 los trabajadores “tengan como mínimo un aumento salarial del 40 o 50%”.

En este sentido, dijo que se puede dar a través de tres acciones, ya sea por la propia suba al básico de los estatales, por el blanqueo de las sumas no remunerativas ni bonificables, o mediante los convenios colectivos de trabajo, a través de adicionales.

“La inflación se está yendo cada vez más arriba. No vamos a perder esta oportunidad de plantear todo lo que ya venimos exigiendo”, marcó.

Del lado de Ampros, la secretaria gremial, Claudia Iturbe, sostuvo que insistirán en la “cláusula gatillo”, es decir una actualización salarial por inflación, que es con la que se rigieron entre 2018 y 2019, con aumentos anuales que llegaron al 53,7% (2018) y 53,8% (2019).

“Todo lo que recuperamos y pudimos actualizar esos años los perdimos en 2020, porque tuvimos un 0% de aumento salarial frente a una inflación del 36%”, comentó la sindicalista, quien argumentó que si se hubiese podido tener alguna suba salarial este año que pasó, el aumento de ahora “sería lógico”.

En tanto, adelantó que aguardan todavía un petitorio que le enviaron al gobernador, Rodolfo Suárez, con relación a las medidas de fuerza realizadas a mediados del mes pasado, y que si siguen sin avances “no quedará otra que volver al paro”.

También dialogó con Los Andes Laura Espeche, del Sindicato Unido de Trabajadores de la Educación (SUTE), quien sostuvo que aguardan la posibilidad de participar de la mesa paritaria, ya que en principio no les correspondería porque no aceptaron la propuesta salarial.

“Entendemos que la oferta es la misma para todos los estatales, así que sería discriminatorio si se habla de un cronograma de blanqueo y los docentes no estamos en ese listado”, marcó.

Por otro lado, consideró que los estatales están perdiendo “nuevamente” contra la inflación en el 2021, lo que preocupa “teniendo en cuenta que los salarios ya vienen depreciados”.

Como medidas de fuerza y luego del paro de comienzo de clases, desde el SUTE ya se votó en plenario un caravanazo y movilización para hoy a las 18.30. Saldrán desde el Parque Central y terminarán en Casa de Gobierno, donde levantarán una carpa docente.

Fuente:https://www.losandes.com.ar/politica/sube-la-tension-con-estatales-por-la-aceleracion-inflacionaria/

 

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail