San Rafael, Mendoza lunes 26 de octubre de 2020

La Argentina se bajó de la organización y no será sede de la Expo Mundial 2023, un megaevento de impacto global

La muestra iba a tener lugar en Tecnópolis entre enero y abril de 2023; el Gobierno explicó que los trabajos no pueden comenzar debido a las restricciones por la pandemia, pero admitió que podría organizar una muestra mucho menor
La muestra iba a tener lugar en Tecnópolis entre enero y abril de 2023; el Gobierno explicó que los trabajos no pueden comenzar debido a las restricciones por la pandemia, pero admitió que podría organizar una muestra mucho menor

La decisión sorprendió a propios y ajenos. La Argentina no será sede de la Expo Mundial 2023 tal como estaba planteada. Se trata de un tradicional megaevento de proyección internacional que los países se disputan por organizar.

El Gobierno comunicó hoy al Bureau International des Expositions (Oficina Internacional de Exposiciones – BIE) que debido a la pandemia de coronavirus y la crisis económica no se podrán iniciar los trabajos para construir el predio de la exposición y que necesita más tiempo para confirmar para realización del evento, que iba a tener lugar en Tecnópolis.

El secretario de Medios, Francisco Meritello, explicó a LA NACION que el país no está en condiciones hoy de confirmar la realización de la exposición, aunque dejó una puerta abierta para acordar con el BIE un replanteo de la organización.

«El BIE nos está pidiendo confirmación y en este momento no estamos en condiciones de comprometernos. Les pedimos más tiempo para confirmar, pero si necesitan una definición ya, la nuestra es no hacerla», dijo. Si se llega a un acuerdo, sin embargo, la exposición será mucho más chica que la planteada inicialmente.

El Gobierno aclaró que se trató de una medida de mutuo acuerdo y que la Argentina no actuó de forma unilateral. El país iba a ser el primero en América Latina en organizar la muestra.

En 2017, la Argentina había sido seleccionada como sede de la muestra tras ganarle la disputa a Estados Unidos y Polonia. Durante la votación, que tuvo lugar en París, Buenos Aires recibió 62 votos sobre los 56 de Polonia, que quedó en segundo lugar.

El gobierno de Mauricio Macri había difundido un spot hace tres años para anunciar la organización del evento, que iba a ser sobre «Ciencia, Innovación, Arte y Creatividad para el Desarrollo Humano».

Estaba previsto que la exposición tuviera una duración de tres meses, desde el 15 de enero al 15 de abril de 2023, y que la visitaran al menos 100.000 personas por día.

Según las proyecciones del gobierno anterior, también se esperaba que el evento, de características comparables al G-20 o a la organización de un Mundial, atrajera a unos 9 millones de turistas.

La decisión provocó sorpresa en el personal diplomático en funciones que había comenzado a trabajar en la organización de la Expo 2023 y en exfuncionarios del gobierno de Macri.

Por lo pronto, no se habla de postergar la exposición como sí hizo Dubai, que debía organizarla para este año pero que la pasó para 2021. En su lugar, en caso de que el Gobierno acuerde con el BIE llevar adelante una muestra, será de proporciones mucho menores a la planteada por el gobierno anterior.

«De cualquier manera, para nosotros hay que cambiar el proyecto que existía y hacer una muestra mucho menor a la planteada. Infiere una inversión no menor en términos de dorares. El plan que presento era de 700 millones de dólares. Pensamos que se puede bajar a 200 millones. [Pero] en estos momentos sin ninguna certeza nos cuesta mucho tomar una decisión», agregó Meritello.

«Deberían negociar con el BIE una postergación de cambio de fecha como hizo Dubai. Es una oportunidad gigantesca para todos los argentinos y desperdiciarla es una locura», dijo, por su parte, Lombardi a LA NACION.

La información de la decisión argentina había comenzado a difundirse en las redes sociales esta tarde tras un tuit del periodista Osvaldo Bazán que se viralizó. En la Cancillería confirmaron que Buenos Aires no organizará la muestra, que estaba a cargo de Francisco Meritello, secretario de Medios.

El evento, cuya primera edición fue en 1889 en París, iba a suceder en Buenos Aires después de la de Dubai y antes de la de Tokio, que se realizará en 2025.

Según había anunciado el gobierno anterior, el predio de la muestra iba a contar con cinco pabellones (Internacional, Nacional, Temático, Corporativo y Buenas Prácticas), tres auditorios, sectores de apoyo a los pabellones, lugares para la gastronomía, control de acceso y espacios abiertos.

Si bien estaba previsto una inversión millonaria para realizar construir el predio, el macrismo había asegurado que el dinero se recuperaría con la venta de entradas, la venta de los stands para otros países y con la llegada de turistas.

Fuente:https://www.lanacion.com.ar/politica/la-argentina-se-bajo-no-sera-sede-nid2479377

 

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail