San Rafael, Mendoza lunes 28 de septiembre de 2020

Lo que se dice en las mesas: dólar, reservas, tasa y oro

Lo que se dice en las mesas: dólar, reservas, tasa y oroPuerta giratoria para reservas. El desdoblamiento quita el sueño. ¿Pondrá algo Kristalina? Los «eme» están aflojando. Se compró tiempo: ¿para qué?. Dólar vs. oro. Se despertó tasa. Horacio, número puesto.

¿Duhalde lo hizo? Quedará para los historiadores responder. Lo cierto es que las últimas horas han sido dramáticas. El mundo asiste a un espectáculo que espanta más que atraer. Pareciera que pasaron meses del cierre del canje. Fue, en realidad, hace unas pocas horas. Don Alberto no tiene respiro, no llega a festejar ni un córner. La política sigue sin dar tregua. Mientras la sociedad, la economía y los inversores se preguntan hacia a dónde vamos.

Ya con cierto hartazgo, figuritas repetidas se desgastan en Zoom y video-charlas, intentando responder qué es lo que viene. Donde quizás, el único punto de encuentro anti-grieta entre los analistas más ortodoxos y los más allegados al Gobierno es que estamos “jodidos”. Desde esta sección se viene machacando sobre la sangría de reservas del BCRA, de modo que solo señalaremos que en las primeras cinco jornadas de septiembre ya se vendieron más de u$s500 millones. Huelgan los comentarios. No hay un mayor drenaje de reservas brutas porque están aumentando los argendólares y por ende sus encajes que son considerados reservas del BCRA. Mucha compra de u$s200 mensuales queda en los bancos. Una especie de puerta giratoria.

Claro que en nada ayudan los rumores sobre desdoblamiento cambiario, devaluación y otras genialidades escuchadas por ahí. Aquí hay otra grieta. El BCRA intenta, dentro de lo que puede y lo dejan, tapar las fugas: sacan los plazos fijos dolar linked (para prefinanciar exportaciones). Un economista mediático, que se anoticiaba anoche de la medida, advertía frente a inversores que el problema de este instrumento es que nacía con el riesgo del desdoblamiento y dudaba de sus chances. Mucho ruido sobre el FMI. Que sí, que no, que stand by, que EEF, que reformas sí o no, que desembolsos, etc. Nadie arriesga nada. Está claro, observando el calendario de vencimientos 2021 que no vendría nada mal un aporte adicional del Fondo. Apaciguaría mucho a las fieras porque el descalabro fiscal no será fácil de encauzar sin dolor y en un año electoral. Con ese 4,5% de déficit fiscal para 2021 que lanzó Guzmán, las proyecciones monetarias que presentan los economistas en los Zoom son inquietantes.

El stock de pasivos remunerados del BCRA coquetea con los $5 billones. Al respecto, si bien los depósitos privados siguen creciendo por efecto pandemia y cepo, la demanda de dinero (en versión M1, M2 y M3) emite señales de agotamiento. La gente ya no quiere más efectivo. Eso es todo un dato a seguir de cerca.

Temas recurrentes, muchos ejercicios macroeconómicos y poca claridad sobre lo que hará el Gobierno. Algunas cosas, recetas viejas para licuar, pero de fondo mucha incertidumbre. Todo esto lo resumió otro consultor mediático en ¿el canje compró tiempo?, ¿para qué? Señaló que en Wall Street ven buenas perspectivas externas que podrían apuntalar a los bonos argentinos pero el entorno local es que genera desazón. El Chapa, viejo zorro gestor de los ’90, comentaba, whisky de por medio pero con distancia social a colegas, que afuera el mercado sigue jugado a que el dollar index siga bajando y el oro subiendo, aunque en las últimas semanas fue todo lo contrario.

También mucha volatilidad en el mercado de bonos del Tesoro EE.UU. donde la tasa a 10 años empezó a trepar, lo que pone en aprietos a los portfolios managers porque el margen de compresión de spread se agota y la volatilidad de la curva los complica. El mercado, dijo El Chapa, se está moviendo hacia la duration corta. Y mucha cautela en acciones. Del mercado local, dudas sobre el dólar porque el MEP y el CCL, con poca profundidad. Un gestor de zona norte, donde han recalado muchas administradoras de fondos y de inversiones, advertía mayor ruido en el tema tasa de interés: están subiendo, la caución reaccionó un par de puntos y se ve a varios bancos más agresivos tomando plata, pasándose de Letras en pesos con Descuento a Letras ajustables por Badlar. Algo de esto puede estar vinculado por la falta de instrumentos por el canje pero también existe la impresión de que el Gobierno quiere que empiece a subir.

Y hablando un poco de política, en un Zoom reservado se vieron últimos números: H. R. Larreta consolidado en imagen y gestión en más de 68 puntos mientras que Alberto perdió todo el capital político que había ganado con la cuarentena en marzo. La gente sigue aprobando aislamiento (62%) pero también reconoce que no cumple (87%). El 2021 se va a jugar como si fuera una elección ejecutiva, “a todo o nada”. Donde obviamente la unidad, tanto del PJ como de JxC, es la clave. Se cree que provincias unificarán. Macri no liderará, tiene un alto nivel de resistencia en la gente. Las expectativas económicas son negativas (54% mucho peor).

Fuente:https://www.ambito.com/economia/dolar/lo-que-se-dice-las-mesas-reservas-tasa-y-oro-n5132119

 

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail