San Rafael, Mendoza domingo 27 de septiembre de 2020

El último reporte superó el límite establecido

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1599363789280SUAREZ.jpgUno de los puntos de quiebre para decidir volver a Fase 1 era que el porcentaje de positividad de hisopados fuera del 50%. Ese umbral de tolerancia se rompió este sábado.

Cuando el pasado martes 1 de septiembre el gobernador Rodolfo Suarez anunció una serie de restricciones debido al incremento casi descontrolado de casos de coronavirus, la intención era apostar a una respuesta social que permitiera bajar, o al menos estabilizar, la curva de contagios. Las nuevas medidas, señaló el mandatario, correrían hasta el 22 de septiembre. Pero, puertas hacia adentro, los objetivos eran otros.

Por entonces las autoridades provinciales, con los funcionarios responsables del Ministerio de Salud a la cabeza, establecieron marcas límites. Momentos bisagras para marcar un antes y un después en el desarrollo de la cuarentena en Mendoza.

El primero, con un poco de viento a favor, apuntaba a hacer un análisis recién el 14 de septiembre y ver cómo habían transcurrido esas dos semanas que conforman una suerte de período entero en términos epidemiológicos cuando se habla de COVID 19. Ese plazo es usado para establecer parámetros y promedios: contagios, recuperados, incubación y respuesta sanitaria, fundamentalmente.

El segundo punto de quiebre era el porcentaje de positividad. La premisa del Ejecutivo era bajar ese número que se había disparado a niveles que ponían a la provincia al rojo vivo en el mapa de la pandemia.

Cuando Suarez habló y pronunció el ultimátum bajo la advertencia de volver a Fase 1 y cierre total si no se aplanaba la curva, esa cifra estaba en el orden del 45%. Es decir que, cada 100 testeos de PCR realizados, 45 daban positivo. El número, según las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), es altísimo; sobre todo porque esta semana se realizaron y se procesaron más análisis que en los meses anteriores. Y el porcentaje siempre se mantuvo constante.

El umbral de tolerancia se estableció en 50%. Llegado a ese punto, la vuelta a una cuarentena cerrada como la que se inició aquel 20 de marzo aparece como el único recurso y solución válida. Este sábado, esa frontera se rompió. El informa diario del Ministerio de Salud mostró que el 53% de los hisopados realizados fue positivo. Y las luces de alerta empezaron a sonar por todos lados.

Los datos preocupan. No sólo porque a nivel nacional Mendoza aparece como una de las jurisdicciones más complicadas, sino porque en los primeros cinco días del mes se contabilizó más del 25% del total de casos que tiene la provincia. Como si fuera poco, la noticia de varios contagios en el círculo rojo del gobernador fue tomanda como un llamado de atención.

La idea de llegar al 14 de septiembre para hacer un análisis de situación resulta lejana y la toma de decisiones parece precipitarse para las próximas horas. Además, la cancelación de la visita de Alberto Fernández le dio otro margen de maniobrabilidad a Suarez. Hasta el jueves de la semana pasada, cualquier medida sería comunicada recién después del viaje del presidente a Mendoza. Ese obstáculo ya no existe.

Fuente:https://www.elsol.com.ar/el-ultimo-reporte-supero-el-limite-establecido-y-ahora

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail