San Rafael, Mendoza lunes 25 de mayo de 2020

¿Entonces el unicornio si existió? – Por:.Beatriz Genchi

Parece ser que se ha descubierto en la British Library (la biblioteca nacional británica) un libro de cocina medieval perdido desde hace mucho tiempo, que contiene recetas de erizos, mirlos e incluso unicornios.

El unicornio es una criatura mitológica representada habitualmente como un caballo blanco con patas de antílope, ojos y barba de chivo y un cuerno en la frente. En las representaciones modernas, sin embargo, es idéntico a un caballo, solo diferenciándose en la existencia del cuerno.

Es protagonista de numerosas historias y leyendas. En la Edad Media significaba fuerza y estaba considerado como un animal fabuloso capaz de derrotar a animales más fuertes físicamente, incluso elefantes.

Existen tres hipótesis que intentan explicar la aparición de la leyenda del unicornio en Europa:

La primera procede de las exploraciones griega, romana y macedonia hasta Tailandia: existían relatos de criaturas de un solo cuerno, probablemente rinocerontes indios.  La segunda proviene de los pueblos vikingos que comerciaban en el interior de Europa dientes de narval; las primeras representaciones artísticas conocidas de este cetáceo en el interior de Europa eran similares a un unicornio marino. Y la tercera tiene su origen en el descubrimiento, en 2008, en el parque natural de Prato la Toscana italiana, en el que se ha documentado un corzo con un único cuerno en el centro. Parece factible que esta peculiaridad se haya producido más veces a lo largo de la historia.

Pero vamos allá y no nos alejemos de la cocina. Los expertos creen que el libro de cocina fue compilado por Geoffrey Fule, que trabajó en las cocinas de Felipa de Henao, la reina de Inglaterra (1328-1369).

Después de unas recetas de arenques, callos y codswallop (un guiso de pescado muy popular en la Edad Media), el libro sigue así: «Taketh one unicorne». La receta consiste en marinar al animalito con clavo de olor y ajo, para luego asarlo como se ve en el grabado.

Si se decía que nada tenía más magia que este animalito y en tanto recorrieran la tierra, el mal jamás tocara los puros de corazón poco entiendo este final.

“¡No deben tocarse! La sangre de un unicornio te mantendrá vivo, incluso si estás al borde de la muerte, pero a un precio terrible. Has matado a algo puro e indefenso para salvarte a ti mismo, y tendrás solo media vida, una vida maldita, desde el momento en que la sangre toque tus labios.”—tal como Firenze le explica a Harry Potter por qué matar a un unicornio es un crimen.

Siempre leí que durante la Edad Media era codiciado por su cuerno, ya que se creía que brindaba protección contra todos los venenos, así como enfermedades, lo cual hacía muy longevo a quien se lo administraba; los nobles y hombres notables buscaban estos dones consumiendo ese cuerno en forma de polvo en la comida y bebida, preferiblemente en una copa hecha del mismo material. Por obtener este remedio contra la muerte, los nobles medievales pagaban cifras astronómicas. De este modo creían que jamás podrían ser envenenados.

Creo que alguien no entendió bien el tema, y se le hizo fácil cocinar uno.

Gentileza: Beatriz Genchi
Museóloga – Gestora Cultural – Artista Plástica.
beagenchi@hotmail.com

Puerto Madryn – Chubut

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail