San Rafael, Mendoza sábado 31 de octubre de 2020

Gobierno abierto: Datos abiertos e innovación ciudadana

«La esencia del gobierno abierto está muy relacionada con la del acceso a la información, porque abrir un gobierno es poner a disposición de todos los datos de su gestión».     Ibiza Melián

San Rafael de cara al siglo XXI: Ocupémonos de la gestión pública.

En el último tiempo las Administraciones Públicas en todo el mundo enfrentan nuevos desafíos producto de la introducción de tecnologías de información y comunicación. Se presentan diferentes formas de relacionamiento y demandas, cada vez más específicas, a las que los gobiernos deben adaptarse y generar un profundo cambio interno y en su relación con la comunidad. Tiene como objetivo avanzar hacia una Administración Pública al servicio del ciudadano promoviendo un Estado sólido, moderno y eficiente, con equipos técnicos profesionalizados y capacitados para brindar soluciones y resultados dentro de un marco de ética, transparencia y rendición de cuentas. ¿Qué es Gobierno Abierto? Gobierno Abierto es un proceso de transformación del Estado que promueve la transparencia, la participación ciudadana y la colaboración como principios de diseño para una gestión pública innovadora, promovemos el principio de apertura en todos los procesos del Estado, propiciando espacios de co-creación con la ciudadanía, en el diseño de políticas públicas para solucionar problemas de interés común.

El concepto surgió a finales de 1970 en Inglaterra. El objetivo principal era reclamar la apertura del gobierno y la participación ciudadana frente al secretismo con el que se actuaba. Dos décadas después continuó utilizándose el término “open government” entendiendo por el mismo el acceso libre a la información, protección de datos y al conocimiento de las actividades previstas que el Gobierno realizará o está realizando permitiendo así el ejercicio de la opinión ciudadana. Este diseño, tiene tres pilares fundamentales.

La transparencia hace referencia a un Estado que brinda información sobre las políticas públicas que implementa; sus decisiones, actividades, planes de acción y sus fuentes de datos de forma completa, abierta, oportuna, de fácil acceso y gratuita. Fomenta y promueve la rendición de cuentas de la Administración Pública ante la ciudadanía. Reduce las posibilidades de actos de corrupción, incrementando la confianza de la ciudadanía en las instituciones públicas. La participación refiere a la generación de espacios comunes entre el Estado y la sociedad civil para favorecer la intervención de los ciudadanos en los asuntos públicos. Los gobiernos deben lograr mediante la apertura de información que la ciudadanía se interese e involucre en el debate público: sin información no hay participación. Se deben garantizar espacios de consulta, discusión, conversación, presentación y reflexión que fomenten el derecho de la ciudadanía a participar activamente en las políticas públicas. La colaboración conlleva la cooperación y el trabajo coordinado de la gestión pública con la ciudadanía, con el sector privado- empresas, asociaciones y la academia. Un gobierno colaborativo involucra a todos los actores trabajando conjuntamente en los asuntos públicos. El esfuerzo colaborativo también debe replicarse dentro de las Administraciones Públicas, para promover la ruptura de estructuras piramidales y trabajar de manera más horizontal.

Aún sin darnos cuenta, todo el tiempo nos rodeamos de datos. Desde las planillas que abrimos en la oficina del trabajo, hasta las investigaciones que llevan adelante los científicos que buscan curas a enfermedades. Así como nosotros lo hacemos, en el ejercicio de sus funciones la Administración Pública produce grandes cantidades de datos. Éstos son de todas las personas y no pertenecen a ningún Gobierno. Su valor es enorme: los distintos sectores de la sociedad pueden tomar decisiones de muchísima importancia con ellos. Por eso, y siempre que no contengan información personal sobre individuos específicos que pongan en riesgo su privacidad, es fundamental abrirlos. Los datos abiertos son aquellos a los que cualquier persona puede acceder, usar y compartir libremente.

Basado en tres pilares, proponemos el siguiente esquema. Disponibilidad y acceso: estar disponibles en su totalidad y sin costo de reproducción, preferiblemente tienen que poder descargarse de manera gratuita en Internet. Reutilización y redistribución: permitir realizar productos derivados, combinarlos con otras fuentes de información y distribuirlos de forma gratuita. Participación universal: todas las personas deben poder utilizar, reutilizar y redistribuir la información. No debe haber discriminación alguna en términos de esfuerzo, personas o grupos. Restricciones “no comerciales” que prevendrían el uso comercial de los datos, o restricciones de uso para ciertos propósitos por ejemplo, sólo para educación.

También, desde Ocupémonos proponemos brindar conceptos, prácticas de gobiernos, herramientas de innovación y diseño centrado en el ciudadano con el propósito de toda la Administración Pública pueda incorporarlos dentro de sus procesos de definición, diseño, planificación, ejecución evaluación y rediseño de políticas públicas. Desde la gestión pública, este es nuestro desafío y compromiso. OCUPEMONOS.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail