San Rafael, Mendoza viernes 10 de julio de 2020

Así deberían funcionar el 911 y el sistema Tetra en una emergencia

accidenteLa tragedia del viernes aún sigue en la retina de todos los mendocinos y de los argentinos. La imagen de los vehículos calcinados, incluso, recorrió el mundo por el impacto y por las condiciones en que se dio el accidente. Una consecuencia de este hecho fue que el ministro de Seguridad, Leonardo Comperatore, firmó la disponibilidad de nueve policías por no atender llamadas y por no recibir la denuncia de un camionero. Tres de los oficiales son funcionarios del Centro Estratégico Operativo, (CEO), donde funciona el 911.

En principio, no habría razones para pensar en un problema del sistema como plataforma, sino en una falla humada a la hora de atender la emergencia que terminó con la tragedia de la ruta nacional Nº7 en San Martín. Además de las razones de estas sanciones y de las investigaciones que buscan establecer por qué no se tomaron medidas cuando entraron los llamados alertando de la presencia de un camión a contramano, hay situaciones técnicas que es importante que la ciudadanía conozca respecto del funcionamiento del sistema de emergencias, tanto en las ciudades, como en alta montaña.

Alejandro Pravata, encargado técnico del sistema Tetra-911, conversó con El Sol y comentó los detalles de un procedimiento que busca responder lo antes posible ante emergencias. “El 911 es una plataforma informática que te permite registrar los ‘sucesos’, que son los llamados”, indicó el profesional.

Según explicó Pravata, hay una pequeña diferencia cuando la llamada ingresa desde un teléfono fijo o un celular. Cuando se trata de un teléfono de una vivienda es más fácil identificar la zona de la emergencia porque gran parte de los números están ingresados al sistema con su ubicación física. Sin embargo, cuando se trata de un celular, hay que pedirle a la persona las referencias. “Cuando vos ingresás ese dato en la planilla del ‘suceso’ se empieza en forma automática a direccionar la emergencia. Lo segundo que se pregunta es la dirección específica o los lugares para identificar el origen, una referencia. Lo tercero: el tipo de incidencia, que puede ser un accidente, un problema de salud, un asalto o cualquier otra emergencia. Con esos tres datos ya se tiene casi 70% de lo que nosotros denominamos ‘cuerpo del suceso’, que en ese momento ya está siendo tratado por el puesto de despacho, que está en una sala independiente”, dijo el funcionario del Ministerio de Seguridad.

En esa sala hay una persona que tiene el geoposicionamiento y todos los medios disponibles, ya sean patrulleros, ambulancias o bomberos. Este “suceso” llega en forma de una planilla electrónica al despachador, funcionario encargado de asignar quién acude a la emergencia. Si la emergencia es de salud, se transfiere a la sala del CEO que está en el mismo edificio.

Mientras todo esto sucede, la persona que hizo el llamado de emergencia debería permanecer en el teléfono para entregar una serie de datos que permitan dimensionar la emergencia y determinar cuánto personal se necesitará para resolverla. Según Pravata, el “suceso” se cierra sólo una vez que los funcionarios presentes en el lugar dan la confirmación de que la novedad por la que se movilizaron terminó.

LA UNIFICACIÓN DE LOS NÚMEROS. El asesor técnico del Ministerio de Seguridad señaló que desde el 2008, que se integraron los números de emergencia en el 911, “se han obtenido muy buenos resultados”. No se refirió a las responsabilidades que les cabría a los funcionarios, pero sí indicó: –desde el punto de vista técnico, que es el que está a su cargo–: “Lo que hemos observado es que la plataforma funcionó correctamente”.

Otro factor que destacó es que el sistema informático permite tener control sobre todo lo que sucede o pasa por el 911. “Ante el requerimiento judicial, o en caso, por ejemplo, del requerimiento del oficial superior que estuvo a cargo, la persona que tiene a cargo el ‘suceso’ tiene acceso a la hora del llamado, los medios involucrados, dónde se encontraban cuando recibieron la emergencia, el traslado, cuánto tiempo tardaron, todo eso queda georreferenciado, hasta el helicóptero”, dijo Pravata.

Con esos datos, por ejemplo, se habría podido determinar que hubo llamados denunciando al camión circulando a contramano.

TETRA Y ALTA MONTAÑA. Si hoy hay un accidente o un emergencia en alta montaña, también debe ingresar al 911, con la diferencia de que, en este caso, se integra, además, en el sistema a la Gendarmería Nacional que, con su división vial, está permanente patrullando la ruta y, al estar dentro del sistema Tetra, puede informar de la magnitud al resto de los organismos que participan. Así funcionó con el accidente de la médica y las dos pequeñas a fines de enero, en el que, a pesar de los esfuerzos y de la rápida acción, fallecieron las dos hermanitas, de 4 y 6 años.

En la actualidad, el sistema permite que los organismos de emergencia estén comunicados entre la boca del túnel Cristo Redentor y la zona de Agua de las Avispas.

Se espera que, en los próximos días, las compañías de telefonía celular instalen sus equipos para que también esté disponible la red móvil.

Fuente: El Sol

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail