San Rafael, Mendoza lunes 09 de diciembre de 2019

Notable mejora de la asistencia sanitaria en Alta Montaña

Desde el 2017 el Ministerio de Salud cuenta con ambulancias de alta complejidad en el Corredor Bioceánico. Las bases se encuentran en Puente de Inca, Uspallata y Potrerillos. El servicio cubre a la población de la zona y brinda apoyo al parque Aconcagua, Horcones y al centro de esquí.

El Ministerio de Salud, Desarrollo Social y Deportes continúa con la en la atención para la asistencia no sólo de víctimas de incidentes viales y naturales sino también de los habitantes de las localidades de Alta Montaña.

Antes del inicio de esta gestión de gobierno, el camino a Chile contaba solamente con una enfermería en Aduana, dependiente de Gendarmería Nacional; un centro de salud en Puente del Inca y el hospital de Uspallata, con una ambulancia de emergencias.

A partir de 2017, el Ministerio de Salud mejoró esta situación. En abril se instaló en Puente del Inca una base del Servicio de Emergencias Coordinado con una ambulancia de alta complejidad y personal capacitado para situaciones de emergencia. También se fortaleció la atención en Potrerillos con una ambulancia de alta complejidad y un médico las 24 horas.

Para el subsecretario de Salud, Oscar Sagás, se ha realizado una labor muy importante en Alta Montaña desde el inicio de esta gestión.

“Contar con una base en Puente de Inca, donde no había nada, es todo un éxito, esta es una herramienta muy importante para armar cualquier dispositivo en la zona. Todos estos avances son producto del trabajo de un equipo, cuya cabeza es el SEC”, destacó el funcionario.

“Así también, este abordaje sanitario ha permitido mejorar la relación con Chile, realizando acciones conjuntas en diferentes siniestros, sobre todo en los accidentes viales o eventos de la naturaleza en Alta Montaña. Teniendo protocolos claros de actuación”, explicó Sagás.

Para finalizar, el funcionario destacó la tarea de coordinación que se viene llevando a cabo con las personas que realizan actividades en la montaña cuando sufren algún accidente. El Ministerio de  Salud, la Secretaría de Ambiente y el sector privado articulan acciones para efectuar todos los rescates, evacuaciones y derivaciones a los hospitales de referencia.  “Esto ha permitido que esta temporada en Aconcagua no haya habido fallecidos, aunque si bien el número de rescates en relación al año pasado aumentaron”, dijo.

Atenciones en Alta Montaña 2017-2018

Durante 2017 se realizaron 641 atenciones en Alta Montaña, de las cuales 80 corresponden a lesionados por incidentes viales. En 2018, con las tres bases operativas, se realizaron 1.112, de las cuales 148 fueron casos de víctimas de incidentes de tránsito.

De este modo se pudo brindar asistencia en los dos grandes accidentes: la tragedia de las Cuevas en febrero de 2018, con 37 personas lesionadas, y la de Uspallata en vísperas de Navidad de 2018, con 47 víctimas.

En el verano de 2017-2018, el Servicio Coordinado de Emergencias participó por primera vez en una temporada de Aconcagua, asistiendo a 14 andinistas, de los cuales 6 fueron trasladados a centros de mayor complejidad y en la actual temporada se finalizó sin fallecidos, aunque  con un fuerte incremento en asistencias.

En tanto, durante la época invernal se brindó cobertura de apoyo a los centros de esquí y se asistió a pacientes con patologías propias de la época y de la altura sobre el nivel del mar.

 

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail